Reino Unido perdería 8% de su PIB con escisión de Escocia – Revista PLUS

Reino Unido perdería 8% de su PIB con escisión de Escocia

A solo un día del referendo en Escocia, aún quedan muchos interrogantes. Lo que sí se puede aseverar es que el Producto Interno Bruto (PIB) presenta para el Reino Unido lo que el departamento de Santander para Colombia: cerca de 8%, según datos de Santander Trade y el Departamento Administrativo Nacional de Estadísticas (Dane).

Es decir, de US$2,5 billones que sumó el PIB del Reino Unido durante 2013, US$200.000 millones son correspondientes a lo que aporta Escocia.

Según cifras del gobierno nacionalista escocés su PIB podría ser hasta 3,8% mayor que en la actualidad si hubiera crecido igual que otras pequeñas naciones independientes de la Unión Europea entre 1977 y 2007. Es decir, podría haber perdido un crecimiento económico equivalente a US$1.385 por persona como resultado de no ser un país independiente.

Además, Escocia reclama 90% del petróleo británico. Siendo el Reino Unido el mayor productor de petróleo de la Unión Europea, cuenta con unas reservas probadas de 3.000 millones de barriles. De hecho, alrededor de 90% de su crudo se extrae de pozos en las zonas reclamadas como propias por los secesionistas de Escocia.

Sin embargo, el Institute for Fiscal Studies reportó que la extracción de crudo se ha reducido de forma considerable en los últimos años.

En 1999, la producción se elevaba hasta los 2,98 millones de barriles diarios, el máximo de la serie histórica. Seis años después, en 2005, la cifra caía hasta 1.86 millones y en 2010 se rebajaba hasta 1,4 millones de barriles diarios.

El declive en la producción de crudo sería el coste económico de la dependencia de Londres, que obligaría al gobierno escocés a incrementar el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (Irpf) en 9%, a elevar el Impuesto al Valor Agregado (IVA) siete puntos hasta 28% (más que Grecia), o a reducir el gasto público no social en 8%, según analistas.

Así mismo, informó que una Escocia independiente se enfrentaría a una tarea significativa y muy difícil a la hora de recortar su deuda pública, que en 2013 se cifró en lo equivalente a 8,3% de su PIB, y a absorber el impacto de los menguantes ingresos por el petróleo del Mar del Norte, la gran fuente de financiación de una Escocia independiente.

En cuanto a la producción de whisky, de la industria dependen 35.000 empleos, de acuerdo a la Asociación de Whisky Escocés (SWA por sus siglas en inglés), que cuantifica en US$6.860 millones. De las exportaciones de esta bebida, 37% van destinadas a los países de la UE, a los que exportan sin aranceles, beneficio que podría perderse en caso de independencia.

Respecto al sistema político que funciona entre Escocia y el Reino Unido, el Gobierno autónomo de Escocia, como se denomina oficialmente, tiene una serie de responsabilidades que incluyen: salud, educación, justicia, asuntos rurales, vivienda y medio ambiente.

Mientras otros poderes están reservados para el gobierno del Reino Unido e incluyen: la inmigración, la constitución, la política exterior y de defensa. Mauricio Jaramillo Jassir, internacionalista de la Universidad del Rosario dijo que desde un punto de vista político, la separación de Escocia pudiera tener un impacto sobre otras regiones en Europa además de Cataluña, como por ejemplo: en Francia y Bélgica. “Nunca ha ocurrido algo así en una economía tan fuerte y entre Estados del primer mundo”, expresó. Por esto, a lo que esto conlleva es que muchas regiones pudieran repetir esto en el mundo desarrollado.

Desde un punto de vista cultural, el experto explicó que “los cambios solo serán visibles después de mucho tiempo, aunque ya son lo suficientemente distinguibles para romper con un nacionalismo conjunto”.

Respecto a los vínculos culturales entre ambos también opinó Geovanni Reyes, docente de Economía de la Universidad del Rosario. El profesor explicó que “a lo que el Primer Ministro, David Cameron, ha estado apelando es a la unión del aspecto cultural e histórico entre los dos, ya que fue forjada desde hace 300 años”.

Con separación, los bancos se irían para Inglaterra
Los lazos con el Reino Unido en el sector financiero son fuertes para Escocia. A la fecha, los principales bancos que operan en el país ya manifestaron su intención de trasladarse a la capital inglesa si gana la independencia. Entre estos se encuentran Lloyds y Royal Banks of Scotland (RBS). Quizá esta decisión entra dentro de la lógica teniendo en cuenta que el Estado británico controla 80% de la mayor entidad, el Royal Bank of Scotland. De no ser este el caso y si los bancos permanecieran en el país separatista, Escocia tendría un sector bancario 12,5 veces superior al tamaño de su economía, por lo que en otra crisis financiera, no se sostendrían los bancos.

Las Opiniones

Geovanni Reyes
Docente de economía de la Universidad del Rosario

“A lo que David Cameron apela es a la unión cultural e histórica que comparten ambas regiones y que fue forjada desde hace 300 años”.

Mauricio Jaramillo Jassir
Internacionalista de la Universidad del Rosario

“Los cambios culturales solo serán visibles después de mucho tiempo, pero ya son los suficientemente distinguibles”.

Por: Fermina Salaverría Ávila

Fuente: La República

 

Comentarios

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.