Paraguay debe explorara mercados regionales de economías pujantes – Revista PLUS

Paraguay debe explorara mercados regionales de economías pujantes

Paraguay exportó en 2014 por algo así como US$ 9.655 millones. El 40% de este monto pro­viene de las ventas al Mercosur, mientras que sólo el 10% viene del resto de la Asociación Latinoamericana de In­tegración (Aladi: Bolivia, Chile, Cuba, Perú, Co­lombia, Ecuador y Vene­zuela).

Dos de estos países de la región, Perú y Colom­bia, son economías que han venido creciendo por encima del promedio latinoamericano durante la última década, y deben ser mejor aprovechados como mercado para las exportaciones.

 

En el caso particular del Perú, que ha sido golpeado por la baja en los precios de las mate­rias primas extractivas y se expandió sólo 2,4% el año pasado, la recu­peración es inminente y el FMI proyecta un cre­cimiento del 3,8% para este año y del 5% para el 2016. Este país será sede de las reuniones anuales del Fondo Monetario In­ternacional en octubre de este año y recibirá a los principales exponen­tes de la economía de los 188 países miembros del organismo multilateral.

 

RELACIONES

COMERCIALES

Así como con Argentina y con Brasil, principa­les compradores de los productos nacionales, prácticamente todo lo exportado a Perú des­de Paraguay se limita a la producción primaria: el 55% es maíz, 19% son tortas de soja y el 12% arroz. De los produc­tos industrializados que compra Perú se destacan los medicamentos para venta minorista, pero sólo constituyen el 2% de los ingresos por venta, similar porcentaje que la madera exportada a este mercado al que se expor­tó por US$ 125,5 millones el año pasado.

 

COLOMBIA

Colombia es otro de los mercados descuidados por Paraguay. A la tierra de García Márquez sólo se exportó US$ 42,2 mi­llones el año pasado, y el 59% de esto fue trigo, 27% maíz, semillas de soja 4%, algodón y almidón en porcentajes que no llegan al 3% del total ingresado.

 

ECUADOR

Ecuador es un mercado que, más allá de haber desatado suspicacias con las medidas económi­cas adoptadas por Rafael Correa a poco de asumir (anunció el no pago de los cupones de sus bonos in­ternacionales, con lo que los precios se desploma­ron y él mismo los recom­pró a precios de mercado muy devaluados), hoy es una economía en marcha y los propios organismos multilaterales como el FMI y el Banco Mundial se ponen a disposición.

 

Ya con Chile las cosas son distintas. El mercado transandino es uno de los principales para la carne paraguaya y, tras un cie­rre del mismo entre los años 2012 y 2013 a causa del foco de fiebre aftosa detectado en una estan­cia del departamento de San Pedro en noviembre de 2011, los chilenos han vuelto a comprar carne a Paraguay y sólo el año pasado se envió proteína vacuna por US$ 672,2 mi­llones, superando inclu­so el récord de venta del 2010, cuando Chile com­pró por US$ 604 millones.

 

Estos datos extraídos de los informes de Comer­cio Exterior del Banco Central del Paraguay y del análisis de potencial de mercado de la Red de Inversiones y Exporta­ciones (Rediex) muestran una concentración de los negocios de exportación sobre dos países cuyas economías en crisis no están hoy en condiciones de garantizar demanda al mercado paraguayo, Bra­sil y Argentina.

 

PRIMARIO

Lo otro en evidencia no es sorpresivo, y es que las exportaciones se consti­tuyen principalmente en productos primarios y se­miindustrializados de es­tos, lo que vuelve a poner énfasis en la necesidad de desarrollar la industria y agregar valor a la produc­ción del campo.

La apertura del mercado de la Unión Europea para la carne paraguaya es un gran triunfo para los pro­ductores locales, así como los envíos de ganado en pie a Ecuador, pero no se están tomando medidas tendientes a incrementar los niveles de industria­lización para hacer frente a eventuales contratiem­pos propios de los ciclos de los commodities.

Fuente: Diario 5días 

Comentarios

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.