La economía británica, pendiente de la negociación comercial con EEUU y la UE – Revista PLUS