Matías Ordeix: “La vida del emprendedor no es sencilla, existen muchos golpes en el camino” – Revista PLUS

Matías Ordeix: “La vida del emprendedor no es sencilla, existen muchos golpes en el camino”

El poder de resiliencia es vital. Se puede perder más de una batalla, pero debemos ser ganadores en la guerra diaria empresarial.

La educación tiene que dar un giro de 180 grados, para tener empresas competitivas con colaboradores de primera.

PLUS: ¿Qué panorama se vislumbra para 2021?

Matías Ordeix: El 2021 sin duda, será un mucho mejor año. No sé si hablar de efecto rebote, porque la caída prevista para el 2020 ha sido de 1% a 1,5%. Entonces si bien seguramente vamos a crecer, el salto no ha de ser tan grande.

Pero somos muy optimistas hacia el futuro, pues el golpe que hemos recibido también nos ha permitido a todos los empresarios, aprender del mismo. Sobre todo, seremos sin duda alguna, más eficientes en costos, más digitales, más comerciales e intentaremos ser omnicanales.

El sistema de entrega por delivery está en gran crecimiento y el marketing digital crece cada día más y más.

PLUS: Las personas dicen es que es difícil hacer empresa, ¿por qué usted sí lo logró?

Matías Ordeix: Sin duda ser emprendedor y luego empresario-emprendedor, no es un camino sencillo. Para resumir, particularmente me ha ayudado primeramente, una buena preparación académica, no solo universitaria sino de posgrado, tanto en Paraguay como en el exterior. Es decir, habilidades duras.

La experiencia previa de trabajar cinco años en una multinacional como Nestlé antes de comenzar Cafepar, también fue muy importante. Las multinacionales te enseñan mucho sobre el orden, los tiempos, la responsabilidad en general. Los socios adecuados suman y mucho.

Pero además hay habilidades personales, que uno tiene o las trabaja, como la actitud positiva, la rectitud y ética empresarial, la responsabilidad, constancia y el compromiso 150% con lo que hace. Y si a esto le sumo que amo lo que hago, el éxito tarde o temprano llega.

Pero la vida del emprendedor no es sencilla, tenemos muchos golpes en el camino. El poder de resiliencia que tengamos es vital, pues podemos perder más de una batalla, pero debemos ser ganadores en la guerra diaria empresarial.

El año 2020 es un ejemplo. Cafepar sigue de pie, golpeada pero de pie, y ya avizora mejorías. Sin embargo, esto causó mucho estrés, trabajo duplicado y desánimo por momentos. Pero con actitud positiva y proactividad pudimos sacar a flote la empresa. Mi equipo gerencial fue clave en estos momentos, ya que ellos también reúnen cualidades de líderes.

PLUS: ¿Qué impacto ha tenido el brote de coronavirus en sus ventas?

Matías Ordeix: En todas las empresas de servicios similares al nuestro, el impacto ha sido muy duro. En Cafepar tenemos 2 tipos de clientes y ambos cayeron por motivos que detallo a continuación.

El segmento corporativo, nuestra clientela premium, se ha visto obligada a trabajar en home office y por cuadrillas, por ende nuestras máquinas de café se consumen mucho menos.

Y en el segmento de café Lavazza también, pues los principales clientes son restaurantes y cafeterías, un nicho notoriamente muy golpeado. Hemos mantenido un nivel de casi 1.000 máquinas colocadas en todo el país, similar al 2019, sin embargo su rendimiento de consumo ha sido mucho menor.

PLUS: ¿Cómo debería ser la educación para las habilidades del futuro en el sector de empresas?

Matías Ordeix: A nivel genérico creo que la educación debe dar un giro de 180 grados, si queremos tener empresas competitivas con colaboradores de primera. Personalmente creo que los chicos que hoy salen de la universidad, tienen apenas conocimiento como para integrarse en forma exitosa a una empresa.

La curva de aprendizaje al ingresar en un puesto laboral es demasiado larga. Por ende, debemos incluir más materias en las universidades, que contengan experimentación práctica, visitas y pasantías cortas en empresas. Deberían existir profesores para algunas materias, que sean empresarios o tengan cargos gerenciales, o que estos sean invitados a las clases.

Así mismo, debemos orientar la educación de los futuros profesionales también a las habilidades blandas, como lo mencionaba anteriormente. Trabajar con la empatía, el trabajo en equipo, el liderazgo, los valores éticos y la responsabilidad.

PLUS: ¿Qué podemos esperar de Cafepar?

Matías Ordeix: La empresa ha hecho alguna restructuración interna y también está abriendo un nuevo y potente canal de comercialización, que es el retail.

Para el mismo, hemos comprado una nueva línea de productos. Estos son cafés molidos italianos Lavazza, en sus tipos Qualitá Oro, Qualitá Rossa y Crema e Gusto; cada uno más delicioso que el otro. Entonces, uno podrá consumir dichos productos en casa, sin necesidad de tener ningún tipo de máquina y podrá adquirirlo en los mejores supermercados y tiendas de conveniencia del país.

Estamos analizando la compra de nuevos modelos de máquinas con más tecnología y con una estética espectacular.

PLUS: ¿Cuáles son las tendencias en su rubro a nivel global, que buscarán implementar en el país?

Matías Ordeix: La tendencia en vending machines y máquinas de café, el sistema de pagos no monetarios y online. Por ejemplo, desde el 2020, Cafepar cuenta con máquinas de snacks y bebidas, que funcionan además de billetes, con tarjetas de crédito.

Esperamos en el 2021 concretar la compra de nuevos modelos de máquinas contactless y con pantallas digitales más grandes. También analizar otro tipo de expendedoras y de café con telemetría, que las podemos controlar a distancia y en forma remota.

PERFIL – MATÍAS ORDEIX QUIÑÓNEZ

CEO y accionista de Cafepar SA, además es presidente de Commodatum SRL y director en Food Art SA.

Licenciado en relaciones internacionales y comercio internacional. Posee un master en administración de empresas por la Universidad Cesma, Madrid.

Posgrado en executive leadership program (Osaka, Japon). Posgrado en new business strategies for the Americas (University of Miami, USA).

Presidente de la Cámara de Comercio Paraguayo Uruguaya. Past president de Pacto Global Paraguay, vicepresidente de la Federación de Cámaras Binacionales (Fedecapy).  

Comentarios