Escenario paraguayo – Revista PLUS

Escenario paraguayo

No podemos negar que muchas personas tienen ideas de negocios dando vueltas en la mente, pero, ¿cuál es la diferencia entre esas personas y un emprendedor? El segundo es un valiente, alguien que se atreve a dar el próximo paso para intentar hacer realidad, eso que antes era solo una aspiración.

Crédito: Gonzalo Recalde, Nauta Paraguay.

Los jóvenes paraguayos buscan dar ese siguiente paso, ya que las ganas de emprender están entre las aspiraciones más cercanas de su vida profesional; 4 de cada 10 jóvenes a nivel nacional tiene como plan emprender al graduarse de la universidad.

Las cifras van mutando cuando segmentamos por zona geográfica y género. Vemos que existe una tendencia mayor en los hombres a emprender que en las mujeres, así como quienes viven en el interior del país los que expresan ser más emprendedores que en la capital y sus alrededores.

Antes que nada, ¿qué entendemos por emprender? Esta palabra tiene un concepto tan amplio que podríamos debatir sobre su significado y encontrar distintos puntos de vista. Podríamos decir que emprender es animarse a llevar adelante esa idea de negocio que nos entusiasma.

Cristian Sosa Maciel, director ejecutivo de la Asociación de Emprendedores del Paraguay (ASEPY), nos cuenta que en Paraguay se emprende hace mucho tiempo, pero que no le poníamos ese nombre. “Las oleadas de cabinas telefónicas, bodegas o canchas de fútbol demuestra el carácter emprendedor de la gente”, comenta.

A eso, suma que quizás son muchos más los jóvenes que quieren emprender fuera de ese 39%, pero que no se sienten identificados aún con la palabra.

¿ES FÁCIL EMPRENDER EN PARAGUAY?

Ahora bien, los universitarios que quieren emprender, ¿podrán hacerlo? ¿Cuáles son las dificultades por las que tendrán que atravesar? “Emprender en Paraguay no es fácil. Hay trabas y burocracia, pero al mismo tiempo, hay demasiadas oportunidades. Todo está por hacerse”, añade Cristian.

EMPRENDER EN EL INTERIOR DEL PAÍS

Cristian nos cuenta que percibe un ecosistema emprendedor muy vivo en diferentes ciudades del interior, principalmente en las cabeceras departamentales como Concepción, Coronel Oviedo, Encarnación y Ciudad del Este, entre otras. “De todas maneras, todavía nos falta articular y dar a conocer todos esos movimientos que existen en el interior”.

A su vez, si analizamos nuestros datos y segmentamos por zona geográfica, el porcentaje de ganas de emprender es mayor en el interior, asciende a 43% incluso, si solo analizamos a los hombres en el interior llega al 54% del total, a diferencia del 39% de las mujeres.

Si estas ganas de emprender están más presentes en los jóvenes del interior ¿A qué se deberá esa diferencia? ¿Acaso encuentran mayores oportunidades en sus comunidades que los jóvenes de Asunción y alrededores? ¿Será que los desafíos son más estimulantes? ¿O hay más cosas por hacerse?

Los jóvenes paraguayos tienen ganas de emprender y creemos que están en el mejor momento de la historia del país para poder hacerlo.

Comentarios