Gustavo Leite: “La industria muestra su eficiencia plena cuando se asocia a grandes volúmenes de producción” – Revista PLUS

Gustavo Leite: “La industria muestra su eficiencia plena cuando se asocia a grandes volúmenes de producción”

 

* Publicada en la edición impresa de Revista PLUS Junio 2016

Plus: ¿Qué espera en términos de tasa de crecimiento del sector industrial? 

Gustavo Leite:Desde que tomamos la gestión de este Ministerio, el sector industrial creció a un promedio de 6,5% anual, luego de haber crecido solo 3% en los últimos 10 años. Así también, en el sector industrial y de comercio, en esta gestión de gobierno, hemos creado un total de 22.000 nuevos empleos dignos y de calidad para bien de nuestros compatriotas.

Así, luego del liderazgo del sector primario en el crecimiento del último periodo decenal, la industria manufacturera se debe constituir en el motor del crecimiento de la siguiente etapa.

Por eso, un primer paso es la promoción de la transformación de nuestra abundante materia prima agrícola que debe tener un proceso gradual de transformación y de agregación de valor.Esto se debe lograr generando clústeres de producción de bienes que vayan encadenando etapas sucesivas de producción con valor agregado de calidad en cada etapa.

Un segundo elemento, es lo relacionado a la búsqueda y descubrimiento de nuevas líneas de producción que formen parte de procesos más sofisticados de cadenas de valor industrial que sean incluso transfronterizos y donde nuestra maquinaria productiva pueda participar efectivamente, agregando más eficiencia a las cadenas globales de industrias más sofisticadas como la industria automotriz.

En este contexto, existe una expectativa positiva para la dinámica del sector industrial, pues nuestra eficiencia productiva nos puede permitir seguir con una dinámica exportadora, aun cuando el sector externo muestra una ralentización del crecimiento, y por otro lado, la expansión de la demanda interna, por el incremento del ingreso y de la clase media consumidora, puede mantener el crecimiento en cantidad y variedad de la producción orientada al mercado doméstico.

Tal es así, que la perspectiva de crecimiento de la industria manufacturera para este año sería entorno del 2%, según proyecciones realizadas por el Banco Central del Paraguay (BCP). 

Plus: ¿Cuáles son sus perspectivas para el país para los próximos dos años? 

Gustavo Leite:Desde el inicio de nuestra gestión hemos propugnado que convertiríamos a Paraguay en la fábrica de la región, siendo nuestro país una plataforma formidable de producción para un mercado ampliado como el Mercosur con 250 millones de consumidores y la Comunidad Europea, con otros 500 millones más, teniendo en cuenta que nuestra economía goza de las ventajas del Sistema Generalizado de Preferencias + (SGP+) de esta área económica.

Así, la economía paraguaya creció muy dinámicamente en los años anteriores de la mano de los buenos precios de los commodities agrícolas. Esta situación, sin embargo, ya no se mantendría en los próximos años. La dinámica del crecimiento económico en el mediano plazo ya estará en función de medidas inteligentes, además de las prudentes que ya damos por sentadas se van a dar, que vamos a seguir implementando.

En los próximos años seguimos viendo un futuro positivo, gracias a la estabilidad macro alcanzada, por un lado y a las medidas de incentivo y promoción que la política económica de desarrollo que se está implementando.

Así, una buena dinámica de crecimiento económico no debemos esperar que suceda automáticamente, sino que debemos perseguirlo deliberadamente como lo estamos haciendo ahora con el impulso de las inversiones, tanto locales como extranjeras.

Para que se dé esto, tenemos un planteamiento horizontal bien concreto a nivel del gobierno y que el presidente Cartes había enunciado cuando asumió el poder: dar oportunidades a los agentes económicos para el aprovechamiento de las oportunidades del mercado; recuperar nuestras relaciones económicas y políticas con el exterior, insertando al país al concierto de las naciones serias y con futuro promisorio y; lucha decidida contra la pobreza.

En este escenario, al MIC -como institución promotora del desarrollo- tiene una orientación de políticas concretas bajo la cual implementa sus acciones: ser un productor eficiente y de clase mundial de alimentos para el resto del mundo; aprovechar la posición geográfica del país para convertirse en una plataforma logística para el centro de Sudamérica, uniendo regiones como las de Bolivia, el sur-oeste brasileño y el norte de Argentina; ser como nación una unidad fabril regional importante utilizando los regímenes especiales de promoción industrial y; aprovechar los accesos preferenciales a mercados que posee el país en el resto del mundo y fuera del Mercosur, para exportación.

Estos 4 elementos se pueden implementar en un proceso de captación de inversiones extranjeras, además del incremento de la dinámica de las apuestas de empresas locales, donde nuestros empresarios podrán tener un mercado ampliado para su producción.

Plus: ¿Qué tipo de industrias se instalaron en el país?¿Cuáles son los sectores industriales donde existen mayores oportunidades para los inversionistas extranjeros y locales? 

Gustavo Leite:De los diez más grandes autopartistas del mundo, actualmente cinco ya están en nuestro país produciendo para fábricas de autovehículos de la región.Tal es el caso de Fujikura, Yasaki y Sumidenso de Japón, Leoni de Alemania y THN de Corea y próximamente una sexta que se estará instalando también.

Hemos descubierto que Paraguay puede participar con eslabones importantes en la cadena de producción automotriz, ya que hemos ingresado a esta cadena produciendo los cableados de automóviles y hoy estamos pasando a otras etapas más sofisticadas como la producción de partes y piezas plásticas específicas.

La estrategia nuestra es entrar a producir con la cadena de producción brasileña, sin sacrificar empleo en esa economía, pero sustituyendo eslabones que se materializaban en la lejana China. Otro ejemplo concreto es el traslado de la planta de producción de la mayor fábrica de juguetes del Brasil, Estrela, desde Asia a Paraguay.

Por otro lado, la transformación de nuestra materia prima agropecuaria, produciendo alimentos de calidad y clase mundial, diversificado y con valor agregado es también una orientación importante. La producción de alimentos de nichos específicos, como los orgánicos, son sectores que hay que promocionar y dinamizar.

Sin embargo, nuestro país también tiene grandes posibilidades en las manufacturas de bienes no alimenticios, como el sector plásticos y sectores de manufacturas metálicas.

Otro sector que encontramos con grandes oportunidades es el sector de insumos para la construcción, habida cuenta que el país cuenta con un déficit habitacional importante, y por otro lado, con el incremento del ingreso, existe una demanda de mayor calidad de viviendas que serán renovadas y mejoradas.

Plus: ¿Qué crecimiento tuvo el sector industrial paraguayo en los últimos 10 años? 

Gustavo Leite:El crecimiento del último decenio fue de 3,1% en promedio, y estuvo motivado en mayor parte por la industria de transformación agropecuaria. La industria manufacturera recién ahora está mostrando una dinámica por encima de la media. Sin embargo, esto es parte del proceso normal de evolución económica y de desarrollo de un país.

Ahora bien, este sector emplea al 13,7% de la población económicamente activa, siendo el más importante luego de comercio y servicios.Así, en el año 2014 las manufacturas representaron el 12,03% del valor agregado como PIB. Este ratio era de 12,86% en 2005. 

Plus: ¿Cómo es el régimen de impuestos para las inversiones? 

Gustavo Leite:Nuestro sistema impositivo está basado en un modelo sumamente simple, fácil de comprender y competitivo para el empresario y es el modelo 10/10/10: 10% de impuesto al valor agregado; 10% de impuesto a la renta empresarial; y 10% de impuesto a la renta para las personas.

El régimen impositivo es razonable, fácil de entender y tratamos que sea complementario con las inversiones y atractivo para el capital, tanto doméstico como extranjero.

Tal es asítambién, que tenemos regímenes especiales para la industria en general, como la Ley 60/90 para la importación de bienes de capital libre de aranceles. Con este régimen las empresas en general tienen ventajas para importar bienes de capital de última generación o la que se acomoda a las necesidades de eficiencia de la empresa.

El régimen de materias primas se implementa para la transformación de bienes primarios importadosy su posterior industrialización local para el mercado doméstico y externo. Finamente, tenemos el régimen de maquila de exportación que tiene como principal incentivo la obligatoriedad de un pago impositivo de solamente 1% del valor de las exportaciones.

Plus: ¿Cuáles son las debilidades del país que se deben trabajar para apuntalaral sector industrial? 

Gustavo Leite: La industria muestra su eficiencia plena cuando se asocia a grandes volúmenes de producción. En este sentido, el mercado doméstico es relativamente pequeño para este desarrollo de volumen de producción, ubicándose quizás como el primer escollo para el fortalecimiento de nuestras empresas industriales.

Sin embargo, hemos visto que esto es un obstáculo plenamente superable cuando extendemos el tamaño de nuestro mercado al resto del mundo si producimos con los mismos estándares de calidad, y eficiencia de costos.

Así, prácticamente no hay barrera insuperable si trabajamos cooperando ambos actores: la empresa que produce eficientemente y el gobierno que rompe las barreras al comercio, abriendo las fronteras económicas de otros mercados para proveerles de bienes producidos localmente. 

Plus: ¿Cómo afecta la crisis de Brasil a la economía paraguaya? 

Gustavo Leite:Cualquier crisis en el entorno en una primera instancia se asocia a un resultado negativo. Esto mismo pasa si uno analiza solamente el efecto del ingreso del Brasil en la demanda externa, es decir, sus importaciones o nuestras exportaciones y este efecto, efectivamente se, podría dar.

Sin embargo, cuando una economía tan grande como la brasilera entra en un ciclo de estancamiento, el mercado también empieza a operar y a buscar alternativas de solución que los lleve nuevamente a un equilibrio con tendencia hacia el pleno empleo a mediano plazo y es este el punto que nosotros tomamos como partida para establecer un nuevo relacionamiento económico comercial con el Brasil, bajo un esquema de complementación mutua y no de competencia.

Así fue que identificamos las industrias del Brasil que podrían estar en dificultades de competitividad y analizamos si la economía paraguaya, con su dotación de recursos humanos y tecnología operativa disponible, pudiera participar y aportar algo para una mejora de la eficiencia de esas industrias en su cadena global, con el consecuente efecto positivo sobre nuestro país creando empleo digno y de calidad. En este sentido, identificamos sectores específicoscomo el automotriz, plásticos, textiles y confecciones.

Dada las características de plataforma para la producción que nos hemos propuesto promocionar en nuestra economía, estamos utilizando nuestro acceso libre de aranceles para un gran número de bienes que se pueden producir localmente y exportarlos a la Comunidad Europea. Esta es otra manera de ampliar nuestros horizontes comerciales y económicos y no depender solamente de la demanda de la región.

Plus: ¿Qué ventaja comparativa ofrece Paraguay con respecto a Brasil y Argentina? 

Gustavo Leite:Tenemos una población joven y trabajadora, con un sistema de seguridad social razonable, que no acogota al empresario emprendedor y arriesgado. Según una empresa coreana que se dedica al armado de mazos de cable para automóviles, nuestros compatriotas trabajadores han demostrado grados de dedicación y productividad más elevadas que la región y muy parecidas a los obtenidos en Asia.

Nuestros costos laborales totales, incluidos los anexos de la previsión social son mucho más bajos que los de la región. El sistema sindical paraguayo es amigable con su empleador y generalmente en las conversaciones prima la cordura y la búsqueda de un entendimiento que beneficie a ambas partes. Esto es muy apreciado por los empresarios que tienen que arriesgar su capital y con reglas claras quieren que la empresa no sea un lugar de conflicto y preocupación.

Específicamente, según un estudio del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) nuestro país tiene ventajas concretas en costos sobre el Brasil. 

Plus: ¿Existe un cambio en el empresariado industrial paraguayo? ¿Arriesgan más? 

Gustavo Leite:Nuestro país está evolucionando de un estadio de desarrollo muy primario hacia un estadio más sofisticado y complejo. Así, este fenómeno que ya se está dando  no ocurre sin el empresariado local, aun cuando quienes producen manufacturas para exportación son preferentemente empresas, y empresarios extranjeros.

Sin embargo, los empresarios paraguayos también tienen una participación destacada y vemos cada día nuestras empresas nacionales investigan mercados nuevos, innovan en su producción y así, arriesgan más capital para ubicarse en la vanguardia de sus sectores.

Hemos visto una dinámica importante del empresariado local tal como “el chef que aprecia su propia comida”. Reflejo de esta situación, vemos que en torno al 50% de las inversiones bajo el esquema de incentivo de la Ley 60/90 son nacionales, demostrando esto una gran confianza del empresariado industrial paraguayo en nuestra economía.

Plus: ¿Qué porcentaje de la mano de obra está en el área industrial? 

Gustavo Leite:El empleo en las manufacturas es considerado como uno de los de mejor calidad debido a su estabilidad y homogeneidad. Este sector de la economía se ha comportado sumamente dinámico si se analizan las cifras de cantidad de mano de obra ocupada y el crecimiento del PIB.

Según la Encuesta Continua de Empleo de la Dirección General de Estadísticas, Encuestas y Censos; el sector industria y manufactura ocupó al 13,7% de la población (1). Esto implica, un total de 183.123 compatriotasque trabajan hoy en la industria.

La estrategia de convertir Paraguay en una fábrica para América Latina exportando productos de calidad y altamente competitivos en costo, pareciera estar impactando positivamente en el empleo, la producción y las exportaciones de manufacturas, pese a una caída de la demanda en la mayoría de los principales mercados del mundo en general y de nuestros principales mercados de exportación que son Brasil y Argentina.

Un ejemplo concreto de esto es el empleo que se ha generado bajo el régimen de maquila, que hoy está dando empleo digno y de calidad a cerca de 12.000 compatriotas. Así, el modelo mexicano de maquila, que se inició con el sector textil y un poco de autopartes, convirtió en la actualidad a México en uno de los mayores fabricantes de automóviles del mundo. Este tipo de procesos es lo que nosotros también hemos iniciado y seguiremos consolidando.

(1) Datos de la Encuesta Continua de Empleo (ECE) de la Dirección General de Estadísticas, Encuestas y Censos (DGEEC), la cobertura geográfica abarca a personas que residen en hogares particulares de Asunción y áreas urbanas del departamento Central.

2016.06 Plus

Revista Plus 10 años: 2006/2016

Suscríbete hoy a la edición impresa por solo G. 360 mil por 12 meses (ahorro del 25%) y recibe nuestra revista en la comodidad de tu oficina u hogar.

Puedes hacerlo a través de nuestro Facebook; llamando al teléfono (595 21) 230 640/2; o enviando un e-mail a suscripcionesplus@revistaplus.com.py

También puedes escribirnos en Twitter: @RevistaPLUSPY

Disfruta de toda la información de la revista de economía, finanzas, empresas y negocios más influyente de ‪#‎Paraguay‬ desde el 25 de marzo de 2006.

Comentarios